domingo, 14 de agosto de 2022

La furiosa carta de un espectador contra el nuevo programa de Marcelo Tinelli

 LA FURIOSA CARTA DE UN ESPECTADOR CONTRA EL PROGRAMA DE MARCELO: "PATÉTICO EL PROGRAMA DE TINELLI"

Anoche me puse a mirar el programa de Tinelli, porque participaba una profesora mía de canto.

Demás está decir que mi profesora es impecable cantando, con estudios, con trayectoria, con experiencia.

Eso no significa que era obligación que le fuera bien, es un certamen.

Pero, lo loco y absurdo, es que tenía como jueces a "L-Gante" por ejemplo, o a otros personajes del patético circo Tinelli que jamás tomaron un instrumento en su vida o jamás estudiaron música. Jueces que hacen tributo, es decir imitan.

Valoro la presencia de Manuel Wirzt , un capo total que fue el primero en calificar bien a la Paranaénse. (No sé qué hace Manuel allí, genio showman total) al lado de un Cristian Castro (gran cantante) irreconocible con una onda Chavo del 8, y otros inventos pintorescos de Tinelli de dudosa fama, que parecen más una tribuna de "desesperados por ser", en franca caída libre. 

Ojo! Valoro la cumbia, pero la buena.

La frutilla del postre fue escuchar a Tinelli llamando "Maestro" a L-Gante y decirle que es el representante de nuestra cultura musical, que se exporta, (haciendo alusión a que hizo presentaciones en México).

NO TINELLI. NO!

Los representantes de la Cultura y Música Argentina son otros, en todos los géneros, desde Piazolla a Charly García, Cerati, Spinetta, etc.

De hoy? Eruca Sativa.

Incluso en los nuevos sonidos.

Los representantes de nuestra BUENA cultura  jamás tendrían algo que ver con Legante (nada personal contra el chico, que escuchándolo hablar me parece cero maldad y buena onda).

Pero Tinelli, hay que dejar de embrutecer.

Sos lamentablemente un tipo importante en la escena mediática.

No miro tu programa, anoche fue por una razón extraordinaria.

No todo lo que significa plata o fama es bueno.

Que no se interprete que todo lo nuevo es malo, pienso que hay buenos cantantes nuevos, no lo dudo, en esa nueva forma de decir en el arte de cantar.

Tinelli, yo pienso que has tenido muchísimo que ver con las pobres pretensiones culturales de este chistoso país y su bizarra programación.

La furiosa carta de un espectador contra el nuevo programa de Marcelo Tinelli

Fuente: Facebook

miércoles, 3 de agosto de 2022

La primera vez que Thurston y yo vimos a Nirvana

La primera vez que Thurston y yo vimos a Nirvana

LA PRIMERA VEZ QUE THURSTON Y YO VIMOS A NIRVANA fue en la famosa sala de conciertos Maxwell’s, en Hoboken, Nueva Jersey. Bruce Pavitt, el fundador del sello Sub Pop, me dijo que
si me gustaba Mudhoney, lo cual era cierto, entonces me «encantaría Nirvana», a lo que añadió: «Tienes que verlos en directo. Kurt Cobain es como Jesús. La gente lo adora. Prácticamente camina sobre el público». Bruce había creado Sub Pop como un servicio de casetes a suscripción antes de pasar a los singles de siete pulgadas, incluido el de Nirvana titulado «Love Buzz». Sonic Youth había hecho un split single con Mudhoney en el que nosotros hacíamos una versión de su «Touch Me I’m Sick», mientras que ellos versionaban nuestra canción «Halloween». Tanto Thurston como yo habíamos oído «Love Buzz», y nuestra amiga Susanne había diseñado las galletas. Nirvana ya eran populares en Seattle, y sentíamos curiosidad por ver de qué iban. Nirvana eran fantásticos en directo, y Thurston y yo, como el resto del mundo, nos identificamos inmediatamente con aquella mezcla de buenas melodías y disonancia. Nirvana parecían en parte hard-core, en parte Stooges, pero como usaban aquel efecto cursi, el del pedal Chorus, eran más new wave que punk. Nadie más podía utilizar aquel pedal Chorus —que produce el efecto brillante que se escucha en la guitarra de la intro de «Come as You Are», por ejemplo— y seguir siendo punk. Como intérprete, Kurt Cobain era increíblemente carismático y parecía estar muy en conflicto consigo mismo. Podía estar tocando una bonita melodía y, al minuto siguiente, destrozar todo el equipo. Personalmente, me gusta cuando las cosas se desmoronan —eso es entretenimiento de verdad, deconstruido—. Entre semana, Maxwell’s a veces estaba tranquilo, y la noche en que aparecimos por allí, no había demasiados asistentes, tal vez entre diez y quince personas. Aparte de Kurt, Nirvana tenía un segundo guitarra, y yo sabía por Bruce que Kurt no estaba contento con él. Se notaba que el grupo no estaba dando su mejor concierto, pero también era obvio que allí estaba pasando algo interesante. Al día siguiente fuimos a verlos al Pyramid Club del East Village. El club estaba prácticamente lleno. Me sorprendió encontrarme con Iggy Pop, pero supongo que él también quería ver a qué venía tanto alboroto. Kurt acabó destrozando los bombos y casi consiguió tirar un amplificador por las escaleras de caracol que bajaban del escenario al camerino. Tanto a Thurston como a mí nos pareció un concierto increíble. Recuerdo que a Iggy no le impresionó tanto. Después fuimos al backstage. Kurt nos contó que acababa de despedir al guitarra y al batería. Al tenerlo delante, Kurt parecía pequeño, más o menos de mi misma altura, aunque él medía metro setenta y cinco y yo solo metro sesenta y cinco. Tenía unos ojos grandes, llorosos, levemente atormentados. No sé por qué, pero inmediatamente sentí afinidad con él, una de esa clase de conexiones mutuas en plan «veo que tú también eres una persona supersensible y emocional». A Thurston no le pasó lo mismo con Kurt, pero fue él el primero en mencionar que Kurt y yo habíamos conectado enseguida e inexplicablemente rápido. No era el mismo tipo de intimidad como la que Kurt tenía con Kathleen Hanna de Bikini Kill ni con Tobi Vail, que era su novia, ni con cualquiera de sus amigos varones con los que había crecido.

 Cuando Kurt estaba en el escenario, era sorprendente ver la cantidad de energía emocional que surgía de lo más profundo de su cuerpo —un áspero torrente de voz—. No eran gritos ni chillidos, ni siquiera acritud punk, aunque sonara sobre todo a eso. También había momentos en que su voz era tranquila, grave, parecida a un gemido, en los que Kurt parecía estar medio ronco, y entonces se tiraba contra la batería, que, con su ira y su frustración, parecía querer destrozar por completo. Siempre parecía estar actuando en su propia contra. A diferencia de Kurt, que era tan pequeño físicamente, Krist, el bajo de Nirvana, era enorme. Además, se mostraba impertérrito ante lo que estuviera sucediendo en el escenario; siempre recordaré a Krist arrojando su bajo hacia arriba en el aire sin que este le alcanzara ni una sola vez (salvo en los premios MTV Video Music Awards) ni causar desperfectos en su instrumento. Kurt, que tocaba guitarras para zurdos, se cargó tantas guitarras que acabó viéndose obligado a tocar las normales para diestros. Pero su destructividad era diferente a la de Pete Townshend o la de Jimi Hendrix cuando estos rompían sus guitarras. Había cierta vulnerabilidad en Kurt que ellos no tenían, mezclada con un punto de explosividad brutal y un deseo de transmitir cosas y conectar con el público más allá de la música. Cuando Nirvana vino de gira con nosotros en 1991 antes del lanzamiento de Nevermind, nadie los conocía en Europa. A menudo eran el primer grupo en tocar en los festivales y dieron conciertos increíbles que fueron filmados por Dave Markey, el director que nos acompañó para documentar la gira, que más tarde se convertiría en el documental 1991: The Year Punk Broke54 . La película tenía muchos momentos divertidos de autocomplacencia desmesurada básicamente, era una parodia de los rockumentales. Kurt estuvo gracioso todo el tiempo y fue divertido estar con él, y parecía querer absorber cualquier tipo de atención personal que le fuera dada. Siempre que coincidíamos, me sentía como una hermana mayor, casi como una madre, y eso se aprecia en la película. Más adelante, poco después de que Kurt y Courtney estuvieran juntos y tuvieran a su bebé, Frances Bean, tocamos en Seattle, y ambos nos vinieron a ver. Después del concierto, Kurt me acorraló en el camerino. «No sé qué hacer», me dijo. «Courtney cree que Frances me prefiere a mí que a ella.» Alguien nos sacó una foto justo en ese instante. Yo estoy de espaldas a la cámara y recuerdo perfectamente la conversación, tan reveladora en varios sentidos: en primer lugar, Kurt no tenía nadie a quien pedirle consejo y con quien se sintiera a gusto; en segundo lugar, sí, Courtney estaba completamente ensimismada; y, para acabar, Kurt probablemente pasaba más tiempo con Frances que Courtney. 

Al volver la vista atrás, no puedo imaginarme cómo sería su existencia en medio del caos de una vida alimentada por la droga y me cuesta creer que solo estuvieran juntos un par de años. Se tarda tan poco tiempo en forjar una vida, o, en este caso, una marca…

Estaba tumbada en la cama de Daisy cuando sonó el teléfono. Daisy me lo pasó: era Thurston. Me dijo que tenía malas noticias. Lo primero que pensé fue que me diría que Mark Arm, el cantante de Mudhoney, había sufrido una sobredosis. Mark no tomaba drogas de manera regular, pero más de una vez había tenido una sobredosis, y yo temía que Thurston mencionaría el nombre de «Mark» y no procesé lo que me estaba diciendo… que Kurt se había pegado un tiro, que Kurt estaba muerto. Por supuesto, la noticia me dejó totalmente conmocionada, aunque no me sorprendió del todo. Algún tiempo antes, había tenido lugar un incidente en Roma en el que Kurt había sufrido una sobredosis, pero nunca se esclarecieron los detalles. Sin embargo, estaba claro que Kurt había estado tomando un camino aún más oscuro y, tras conocer a Courtney, era solo cuestión de tiempo hasta que acabara autodestruyéndose del todo. Pero yo estaba destrozada y me sentía como si me estuviera moviendo a cámara lenta dentro de un sórdido sueño Mi primer impulso fue salir a un mundo limpio y normal y hacer cosas normales, cotidianas. Recuerdo que caminé hasta la galería de Pat Hearn, donde mi buena amiga Jutta Koether estaba montando una exposición. Además de a otros artistas, Jutta me había pedido que contribuyera a su instalación —una exposición dentro de una exposición—. Contarle a Jutta lo que había pasado, pronunciar las palabras en voz alta, se me hizo muy extraño. Las palabras se quedaban muy cortas para transmitir la sensación de pérdida que todo el mundo, no solo yo, estaba viviendo. La noche posterior a la muerte de Kurt, durante una ceremonia pública conmemorativa con velas, pusieron una grabación de Courtney leyendo en voz alta la nota de suicidio de Kurt. Mientras transcurría la vigilia, Courtney apareció en persona y comenzó a repartir ropa de Kurt entre los fans. Fue como si estuviera dando los primeros pasos hacia su destino —una plataforma de fama e infamia—. Una semana después de la muerte de Kurt, Hole lanzó su álbum de debut en una major, Live Through This, el cual elevó a Courtney a un nuevo tipo de estrellato perverso. El momento no podía haber sido más oportuno.

El luto público ya había comenzado, y me pareció traumático. Las camisetas de mal gusto con la cara de Kurt ocupaban las aceras de Nueva York, las canciones de Nirvana sonaban en todas las emisoras de radio. Mientras escribo esto, han pasado veinte años desde la muerte de Kurt. Coco cumplirá los veinte este verano. 1994, el año en que nació mi hija y el año en que murió Kurt, fue, posiblemente, el año más feliz de mi vida, aunque también fue agridulce, el más extremo de mi vida en lo que respecta a la alegría y a la tristeza. Es curioso lo mucho que pienso en Kurt. Siempre fue tan proclive a la amabilidad, con su lado vulnerable, pasivo. Uno de los elementos de su autodestructividad fue elegir a Courtney para alienarse de todo el mundo que le rodeaba, al mismo tiempo que la fama le fue alienando de cualquier tipo de comunidad que pudiera tener. Siempre recordaré también su menudez, su delgadez, su apariencia frágil, como de hombre viejo, con aquellos ojos grandes, iluminados, inocentes, infantiles, como platos, como planetas anillados. Sin embargo, en el escenario era valiente y algo aún más temible. Existe un punto en que la valentía se transforma en autoaniquilación, y él estaba muy familiarizado con ese espacio. La mayoría de la gente que vio en directo a Nirvana jamás había presenciado aquel grado de autolesión en nadie, cuando se abalanzaba sobre la batería como si estuviera en una danza de la muerte negociada en privado. Hace unos años, Frances vino a vernos tocar en el Hollywood Bowl y después vino al backstage. Parecía tan dulce… Le dimos algunas fotos viejas de ella con su padre de cuando era pequeña. Siempre me preguntaré por ella, por cómo le va.

Extraído del libro "La chica del grupo" el libro de memorias de Kim Gordon.

sábado, 23 de julio de 2022

La importancia de los videoclips en la industria musical

La importancia de los videoclips en la industria musical

Los videos musicales son un canal fundamental de participación de la audiencia. Ayudan a tu audiencia a comprender el aspecto visual de su personalidad artística y, en última instancia, los ayudan a vincularse con su imagen y marca. Hoy en día la importancia del videoclip y letra en la industria de la música es fundamental, veamos por qué.

Música e imágenes

La música se ha integrado cada vez más con las imágenes en las últimas décadas, lo que ha dado como resultado una sinergia entre las dos que puede crear una experiencia de 360° para sus oyentes. Hoy en día existe una expectativa tácita por un referente visual asociado a vuestra música. ¡Aquí es donde tus ideas entran en juego! Los videos musicales comunican a su audiencia, promotores y reservas que usted toma su música con seriedad y profesionalidad. Esto influirá a cambio en la forma en que te ven a ti, tu arte y tu desempeño. Por esta razón, es crucial que se concentre en la imagen que desea que tus espectadores recuerden y con la que se conecten.

Cómo los videos musicales te ayudan a construir una base de fans

Los promotores también están interesados ​​en asociarse con músicos deseables y profesionales porque esto aumentará su credibilidad a cambio. Házte esta pregunta: si yo fuera un promotor y viera este video, ¿me gustaría compartirlo en mis propias páginas? La era digital ha hecho que esto sea más importante que nunca. No se asuste con los límites presupuestarios e intente convertirlos en oportunidades para innovar. Hay muchos ejemplos de artistas que alcanzaron el éxito a través de la narración creativa en lugar del profesionalismo técnico. Puedes leer más sobre cómo hacer un video musical con un presupuesto bajo aquí.

3 pasos básicos para videos musicales

Estas son algunas preguntas que debes hacerte antes de comenzar un video musical:

  • ¿Qué mensaje quiero comunicar?
  • ¿Qué quiero que la gente recuerde de mí y de mi música?
  • ¿Cómo pueden las imágenes reforzar los puntos clave de mi pista y viceversa?

Cómo anunciar tus videos musicales

Una vez que hagas un video musical, ¡intenta sacarle el máximo provecho! Puede hacer avances, avances y publicaciones para compartir en varias plataformas de redes sociales como Instagram, Facebook, Twitter y TikTok, por nombrar algunas. Durante los últimos años, TikTok adquirió mucho impulso entre las generaciones más jóvenes y demostró ser una plataforma efectiva para el descubrimiento de música. Puedes leer más sobre este tema aquí. Los videos atraerán la atención de nuevos oyentes potenciales, reforzarán los existentes y fomentarán el intercambio entre fanáticos apasionados.

lunes, 27 de junio de 2022

El debut de Queen

El 27 de junio de 1970, en el teatro del Imperial College de Londres se presentaba en público una de las mejores bandas de rock de la historia, ese día debutaba sobre un escenario "Queen". El origen de la banda se remonta a 1968 cuando Brian May y Roger Taylor, formaban junto a Tim Staffell, la banda "Smile", Tim cursaba Ilustración y diseño con el cantante de la banda "Sour Milk Sea", un tal Farrokh Bomi Bulsara, oriundo de la isla de Zanzibar, Bulsara era admirado por todos los cantantes ya que era un eximio pianista y el único que cantando alcanzaba las cuatro octavas. Cuando Staffell se retiró del grupo, May y Taylor invitaron a Bulsara para que se uniera a ellos, sin ningún apuro por el estrellato el trío ensayaba en los espacios que les dejaban sus estudios, Taylor su licenciatura en odontología, Bulsara sus estudios de diseño y May su master en astrofísica y astronomía, su reputación como estudiantes hacía que les cedieran el teatro del Imperial College para ensayar. Fue allí que el 27 de junio ya con el nombre "Queen" hicieron su debut, previo a ello, Bulsara consideró que su apellido no era apto para una estrella de rock por lo que inspirado en el dios Mercurio se cambió su nombre por el de Freddie Mercury, dos cosas quedaron en claro en esa presentación, la primera era que los esperaba el estrellato, desde el primer acorde sintieron que había una magia en el escenario, y la segunda era que necesitaban urgente un bajista. En la búsqueda del bajista se topaban con la dificultad que todos querían ganar dinero rápidamente y ellos, por sus estudios iban más lentamente, así fue que pasaron entre otros Mitchell Barry y su amigo Doug, hasta que en un recital en el "María Assumpta Teaching College", conocieron a John Deacon, el hecho que sea una persona muy reservada y que estuviera concentrado también en sus estudios de Ingeniería electrónica lo hacía encajar a la perfección, le ofrecieron unirse a "Queen", este aceptó y así fue que el grupo quedo con su formación definitiva. Un amigo de May, Terry Yeadon, estaba construyendo un estudio con la más alta tecnología e invitó al grupo a grabar para probar los equipos antes de su inauguración, el resultado es la primera grabación de Queen, "Liar", durante una de esas pruebas, dos ingenieros del "Trident Wardour Street Studio" presentes por azar, quedaron atónitos por lo que vieron, de inmediato firmaron un contrato. Los directivos de Trident realizaron un par de grabaciones de prueba a fines de 1972 y se las hicieron escuchar a Roy Fetherstone, alto directivo de EMI, este quedó tan maravillado que ofreció hacerse cargo del contrato de Queen, tan beneficioso para el grupo como para sus descubridores de Trident, así se concretó el primer disco y el inicio de una carrera plagada de himnos del rock y éxitos a nivel mundial, transformándose en una de las 5 bandas más grandes de la historia.

El debut de Queen

sábado, 28 de mayo de 2022

5 efectos positivos que tiene la música en tu salud mental

La música es algo poderoso. Aparte de su valor de entretenimiento, se sabe que escuchar música tiene increíbles efectos positivos en nuestro cerebro. Más específicamente, la música puede cambiar la forma en que actuamos, sentimos y pensamos. Entonces, ¿cómo influye este factor en el manejo de nuestra salud mental?

La música tiene la capacidad de hacernos bailar como si nadie nos estuviera viendo, cantar hasta que nos duela la garganta y golpear los pies sin control.

Debido a que hay tanta música por ahí, la música diferente afecta a todos de manera única.

Desde rock y folk hasta electrónica y pop y todo lo demás, hay una variedad infinita de música para escuchar y es importante encontrar las canciones que te hablan.

Investigadores del Instituto MARCS para el Cerebro, el Comportamiento y el Desarrollo han descubierto que la música aumenta la memoria y la retención, además de maximizar las capacidades de aprendizaje.

Nuestros cerebros desencadenan emociones, recuerdos y pensamientos particulares, lo que a menudo conduce a efectos más positivos para la salud mental.

Aquí hay cinco beneficios potenciales que se dice que la música tiene en nuestros cerebros:

5 efectos positivos que tiene la música en tu salud mental

5 efectos positivos que tiene la música en tu salud mental

Eleva tu estado de ánimo y motivación

Un fuerte bienestar mental está estrechamente relacionado con sentimientos y mensajes optimistas y positivos.

Entonces, cuando estás teniendo un mal día, no hay nada mejor que tocar una canción alegre y edificante tan fuerte como puedas.

Los brillantes tonos musicales y las letras cambiarán o elevarán su estado de ánimo y lo empoderarán para el día que tiene por delante.

¿Comienzo lento de la mañana? ¿Necesita pasar un largo día de la semana? ¿Sin motivación para salir a correr?

La música de ritmo acelerado hace que su cerebro y su cuerpo se muevan, lo que lo estimula y lo motiva para disfrutar de lo que se avecina.

De hecho, los investigadores han afirmado que la música clásica y ambiental tienen los mejores beneficios para mejorar el estado de ánimo, mientras que se consideró que el metal y la música electrónica dura tienen el efecto contrario.

Reduce el estres

La capacidad de la música para aliviar el estrés no debe minimizarse.

Ya sea que se reproduzca de fondo o le prestes toda tu atención, ciertos géneros musicales tienen la capacidad innata de reducir el estrés.

La música ambiental suave proporciona una estimulación relajante para la mente. En este caso, es mejor evitar el rock o el metal ruidosos para moderar el estrés.

Si buscas eliminar un poco el estrés, busca listas de reproducción que contengan mucha música ambiental y tranquila.

Mejorar el enfoque

Uno de los muchos grandes beneficios de la música es que puede usarse mientras realiza sus actividades diarias.

Tratar de mantenerse enfocado y concentrado en una actividad, ya sea estudiar, trabajar o limpiar, puede ser difícil para algunos.

Se sabe que ciertos tipos de música aumentan la concentración, por lo que es importante saber qué música es adecuada para mejorar la concentración.

Recomendamos escuchar música instrumental, clásica o ambiental.

Ayuda a la relajación

A todo el mundo le gusta relajarse y desconectar de la mente al final de un largo día.

Tocar música es una forma sencilla de promover la relajación, ya que libera la tensión en los músculos, eliminando el estrés o la ansiedad.

Cuando tus músculos están sueltos, también lo está tu mente.

Escuchar música mientras te quedas dormido también es una forma efectiva de relajarte y reducir el estrés, ya que puede ayudarte a respirar más lento y a calmar tu mente.

Reducir la ansiedad y la depresión

Comprender cómo la música afecta tus emociones ayuda mucho a aliviar los pensamientos ansiosos y depresivos.

La musicoterapia se ha convertido en una forma popular de tratar la ansiedad y la depresión.

Es un ejercicio de escucha y composición de música terapéutica para promover la rehabilitación física y mental.

De hecho, un estudio reciente realizado por el Dr. David Lewis-Hodgson de Mindlab International ha demostrado que la música instrumental, clásica o ambiental puede ayudar a reducir la ansiedad hasta en un 65 %.

miércoles, 16 de febrero de 2022

Biquette, la cabra que amaba los conciertos underground

Biquette, la cabra que amaba los conciertos underground

Una historia divertida para los amantes del punk rock y los amantes de los animales: Biquette, la cabra que amaba los conciertos underground.

La historia, las fotos de la cabra y el video donde se la puede ver en un concierto de rock, son increíbles y vale la pena compartir esta historia divertida que tiene como protagonista a una loca cabra rockera.

Biquette, la cabra que amaba los conciertos underground

Biquette, la cabra que amaba los conciertos underground

¿Hay algo sensato en esta historia? No, Y sin embargo, sucedió.

Estamos en Mauriac, Francia, donde existe una granja con área de conciertos, utilizada principalmente para eventos musicales punk y grindcore, más varios subgéneros extremos de la escena metal y punk underground.

Biquette, fácilmente reconocible en las fotos, cada vez que se propusieron conciertos no dudaba en escapar para colocarse en primera fila y entre el pogo.

La cabra se convirtió en una verdadera leyenda en la escena, cambiaron las gestiones de la granja y la ubicación de conciertos, pero ella siempre permaneció, durante diez años fue testigo de todas las actuaciones en vivo.

Para quien sostuvo que se trataba de un trato horrible para una cabra, los gestores respondían que nunca fue obligada y que era libre de venir o irse a gusto.

Tal vez la causa de la muerte sea atribuible a la dieta no sana seguida por la cabra que andaba por el local, inundando todo lo que le pasaba a tiro, como super alcohol, drogas, comida basura etc... Lo que seguro es que vivió 10 años de Rockstar.

Pero ella no nació allí, antes de su vida de transgresiones, Biquette era propiedad de campesinos que la utilizaban para extraer la leche, para ellos no producía suficiente leche para valer el precio del mantenimiento y fue cedida para el matadero. Pero se escapó de la muerte y terminó entre los punks.

Biquette, la cabra que amaba los conciertos underground

Video : Biquette, la cabra que amaba los conciertos underground

lunes, 3 de enero de 2022

Los 10 mejores tatuajes de estrellas de rock

¿Qué músicos llevan los mejores tatuajes? Descúbrelo en esta nueva e impresionante galería de arte corporal con fotos de tatuajes.

Las estrellas de rock han sido adornadas con tatuajes desde los embriagadores primeros días del rock. Pero con una herencia de tinta tan fina, hay mucha competencia por el mejor tatuaje de todos los tiempos.

Esta semana buscamos en Internet los mejores tatuajes de rock de la historia y tenemos una gran galería de tatuajes de rock para ti.

Háznos saber cuáles te gustan más en los comentarios. ¿Crees que nos hemos perdido algunos tatuajes de rock? Comparte un enlace en los comentarios y recuerda hacer clic en "Me gusta" para compartir esta galería de tatuajes de rockstars con tus amigos.

Los 10 mejores tatuajes de estrellas de rock

Los 10 mejores tatuajes de estrellas de rock

10. Henry Rollins

El ex cantante de Black Flag adorna una espalda musculosa con un aterrador demonio solar. De todos modos, no es tan aterrador como cuando este tipo grita.

A7X's The Rev

9. A7X's The Rev

El difunto Rev se puso en el Team Sullivan en esta jugada con un tattoo top deportivo.

Axl Rose tatuaje

8. Axl Rose

Rose ha vuelto a entintar su famosa etiqueta "Appetite for Destruction" a lo largo de los años, desde limpias líneas negras hasta a todo color. Es una sorpresa que no se limitara a garabatear a su viejo enemigo Slash del dibujo. Si te gusta este estilo, puedes ver más tatuaje de jesucristo y cruces.

Brandon Boyd

7. Brandon Boyd

Boyd tiene muchos tatuajes, pero los símbolos rojos en su brazo han sido un ícono para el hombre desde que Incubus surgió por primera vez a la corriente principal a principios de la década de 2000.

Ozzy Osbourne

6. Ozzy Osbourne

Ozzy es un verdadero músico de rock de la vieja escuela, con tinta dibujada a mano para deletrear su nombre en sus dedos. Probablemente para que se le pueda identificar cuando se pierda, ya sea por el alcohol o por la vejez.

Phil Anselmo

5. Phil Anselmo

El tatuaje "Cowboys From Hell" en su cabeza es uno de los favoritos en Internet. Una vez estuvo enmarcado por su mohawk oscilante, y el otro lado de su cabeza también está tatuado.

Mastodon's Brent Hinds

4. Mastodon's Brent Hinds

Un movimiento valiente de Brent aquí: las flechas afiladas atraviesan su rostro como el borde de una máscara de guerrero. 

Tim Commerford de RATM

3. Tim Commerford de RATM

Nunca habíamos visto un tatuaje más completo y denso en la historia del rock. Su espalda está cubierta con un patrón similar al de un guerrero, con mangas que terminan en una línea afilada en su brazo.

Anthony Kiedis de Red Hot Chili Peppers

2. Anthony Kiedis de Red Hot Chili Peppers

Un tatuaje inspirado en los nativos americanos extiende sus alas por la espalda de Kiedis. Es curioso cómo se ve casi escuálido en comparación con su físico musculoso moderno.

James Hetfield

1. James Hetfield de Metallica

Es oficial: el líder de Metallica, James Hetfield, tiene los tatuajes más populares de todo el rock y el metal. Los detalles finos, la variedad de patrones y tonos, y el sentido de contar historias que obtienes de décadas de arte corporal en un solo cuerpo hacen de este el conjunto definitivo de tatuajes de estrellas de rock. James definitivamente tiene en el brazo elegantes tatuajes para hombres que vale la pena apreciar.

¡Felicitaciones, James, te has ganado nuestro premio a los mejores tatuajes de rock de todos los tiempos!

Nos encantaría saber cuál es tu favorito personal. ¿Tienes tu propio tatuaje? Comparte un enlace en los comentarios y haz clic en "Me gusta" para pasar este artículo a otros fanáticos amantes de la tinta. ¡Gracias!

Relacionado